Xiaomi, Lenovo, OnePlus y otras marcas de smartphones chinos también podrían perder Android

Huawei aún tiene un destino incierto tras los problemas que ha tenido con el gobierno de Estados Unidos, pero Microsoft, Qualcomm, Broadcom e Intel ya han confirmado que no seguirá colaborando con la marca china, así también Panasonic y ARM han hecho lo propio, pero existe una posibilidad de que otras marcas chinas de smartphones sufran el mismo destino que Huawei.

Esta situación ha causado que muchas personas se pregunten si, al igual que los equipos de Huawei, sus teléfonos de marca china podría convertirse próximamente en el objetivo de una prohibición similar y dejarlos sin actualizaciones de seguridad en Android.

Esta situación ha causado que muchas personas se pregunten si, al igual que los equipos de Huawei, sus teléfonos de marca china podría convertirse próximamente en el objetivo de una prohibición similar y dejarlos sin actualizaciones de seguridad en Android. A continuación te mostramos una lista de varias marcas china muy populares entre los mexicanos:

  • Xiaomi
  • OnePlus
  • Lenovo
  • Motorola, marca propiedad de la multinacional china Lenovo.
  • Alcatel, marca propiedad del grupo chino TCL Corporation.
  • BlackBerry, marca propiedad del grupo chino TCL Corporation.
  • ASUS, bajo la línea de teléfonos Zenfone.
  • Hisense, empresa china que además de pantallas fabrica smartphones.
  • ZTE, fabricante de smartphones que ya estuvo en problemas con los Estados Unidos.

Actualmente todas estas marcas poseen una pequeña parte de la cuota de mercado a nivel mundial, pero ninguna al mismo Nivel de Huawei que actualmente es el segundo mayor fabricante de smartphones en el mundo, pero sin duda sería bastante complicado si Estados Unidos también colocará las anteriores marcas dentro de la lista negra y bloqueará su acceso a proveedores chinos.

No obstante, Huawei tiene más problemas con Estados Unidos por el desarrollo de redes 5G, mientras estas marcas no están tan inmersas en dicho tema, por lo cual podrían seguir operando sin ninguna preocupación, al menos por ahora.