Apple reconoce fallos en el Sensor del Apple Watch

Apple ha dado a conocer en su sitio de soporte los aspectos que producen malas lecturas en el reloj.

apple-watch-tatoo2

Además de los tatuajes, hay otros aspectos que proporcionan malas lecturas en el sensor del Apple Watch.

Con el reporte de que varios usuarios estaban teniendo problemas con las lecturas del sensor cardiaco del Apple Watch, Apple ha dado a conocer en su sitio de soporte, que hay algunos aspectos que hacen que las lecturas no sean las correctas.

La primera recomendación que hacen para un buen funcionamiento, es tener una correa con la medida adecuada y ajustarla para que queda exacta, es decir, ni muy apretada, ni muy suelta.

De esta forma el sensor de ritmo cardiaco puede leer sin problema usando las luces infrarrojas cada 10 minutos. Si éste falla, usa los LEDs verdes con mayor brillo y frecuencia.

sensores- apple-watch

El aspecto más conocido de malas lecturas son los tatuajes, pero no son los únicos. Los cambios del medioambiente, como el frió hará que cambie el registro de la lectura, debido a la perfusión de la piel, que baja y por lo tanto, se le dificulta la lectura al sensor del ritmo cardiaco.

En cuanto a los tatuajes, igual afectan su desempeño, porque son cambios temporales o permanentes que sufre la piel. En este caso, se confirma que la tinta, el diseño del tatuaje y la saturación puede bloquear la luz hacia el sensor, haciendo difícil la lectura.

El movimiento igual afecta. Si es un movimiento estable y regular, como correr o ir en bicicleta, hay mejores lecturas que cuando se hacen irregulares, como tenis o boxeo.

Apple recomienda que en caso que se presenten estos problemas,  se conecte de forma remota a un monitor externo  de ritmo cardiaco, lo cual no es la mejor solución, pero indican que no es la única función de este accesorio y hay otras para medir la actividad y el ejercicio y que se deje escoger la mejor, según el tipo de actividad que se realice, como el uso del GPS y del acelerómetro.

Con información de Apple.