Apple compró la empresa Semetric

Apple ha comprado la startu británica Semetric, quien es la dueña de la herramienta de análisis de popularidad Musicmetric. Esta compra ea parte del proceso de relanzar su servicio de música por streaming “Beats Music” en el transcurso de este año.  Ante la fuerte competencia que implica el resto de la competencia, la empresa tiene que saber muy bien en quién debe invertir. Esto se pudo saber gracias a que en documentos que posee la empresa Companies House, se vio que la dirección de Semetric cambió a la de la firma Baker & McKenzie, quien tiene registrada la dirección de Apple Europe Limites.

musicmetric

MusicMetric será de gran ayuda para iTunes

El abogado Senior de Apple, Gene Levoff, es quien aparece como el director de Semetric desde octubre de 2014. No es de extrañar este movimiento si se toa en cuenta en que la empresa de Cupertino suele comprar pequeñas compañías sin indicar cuál es el propósito. En este caso, ninguno de los involucrados quizo realizar alguna declaración oficial.

MusicMetric es una herramienta fundada en 2008, para que los sellos discográficos  y otras empresas pueda hacer un seguimiento de las ventas de la misma, descargas en BitTorrent, estadísticas para las redes sociales de artistas y para saber los videos más vistos en YouTube y servicios de streaming por audio.

En 2013 la empresa reunión 3 millones de libras para que pueda hacer crecer el negocio al sector de los libros electrónicos, programas de televisión, películas y juegos, por lo que Apple le podría servir en varias áreas no solo para sus productos, sino para obtener ingresos de otras empresas que actualmente lo usan, como Spotify y Next Big Sound.

Uno de los reportes más polémicos hechos por la empresa ha sido el que publicó en 2012 donde dio a conocer que más de 3 mil millones de canciones fueron descargadas desde torrents en el primer semestre de ese año.

Con esta compra se espera que Apple cambie el nombre cuando relance el servicio de Beats, tal vez  como “iTunes”, buscando la forma de quitar a los usuarios de sus productos de la base de Spotify y ofrecerles el suyo, además  de que le será de utilidad para que los artistas puedan conocer sus ventas y su nivel de popularidad junto con las estadísticas de las redes sociales, aunque se desconoce si después de la adquisición Spotify y YouTube sigan siendo clientes.

Se desconoce el precio en que Apple compró esta empresa, aunque se rumora que pagó al menos unos cincuenta millones de dólares..

Fuente: The Guardian