Pantallas táctiles en el MWC 2009, algunas conclusiones

Con el Mobile World Congress 2009 ha llegado lo que muchos llevábamos esperando desde hace aproximadamente dos años, tras el lanzamiento del primer gran móvil con pantalla táctil, el iPhone. Se confirma que los grandes fabricantes apuestan muy fuerte por los terminales con pantallas táctiles.

Casi todos los teléfonos que más han llamado la atención incluyen una pantalla táctil, y algunos de ellos mantienen además otro segundo dispositivo de entrada en forma de teclado físico. Por ejemplo, el Samsung OmniaHD o el UltraTouch, los Touch Pro 2 y la Touch Diamond 2 de HTC, la inesperada HTC Magic y la HTC Dream como móviles con Android, y por último la Palm Pre.

Creo que, a la vista de los terminales presentados en la feria de Barcelona ya puede decirse que, efectivamente, los móviles del futuro tendrán pantallas táctiles, al menos una gran mayoría de ellos. Apple abrió la veda, logrando una magnífica interfaz y una tecnología (la multitáctil) que era implensable de implementar a nivel doméstico. Ahora el resto de fabricantes han tomado nota y han puesto en el mercado dispositivos que son mucho más potentes que el de Apple, y que poco a poco se van acercando a la usabilidad que el iPhone ofrece. Y es que no olvidemos que el iPhone 3G no es más que el modelo original, lanzado al mercado en junio del 2007, pero con una leve evolución a nivel de hardware. Se trata, pues, de un móvil de 2007 con pequeños retoques.

Ventajas de las pantallas táctiles

Volviendo a lo que quería comentaros, una pantalla táctil es ideal para la gran mayoría de usuarios, ya que facilita sobremanera el manejo del dispositivo y mejora muy notablemente la experiencia al usuario. Tú pones el dedo y el sistema se ejecuta, se mueve. A esto hay que sumar que los sistemas operativos de los móviles han evolucionado de una forma muy considerable, sobretodo en el aspecto visual: ahora son mucho más bonitos y delicados a la hora del manejo, y más en general podría decirse que su diseño ha mejorado notablemente. Han sabido adaptarse a los terminales sobre los que se mueven, ya que no olvidemos que los teléfonos móviles son dispositivos cuyo uso se ha masificado en los últimos años.

Una pantalla táctil tiene muchas otras ventajas. Permite ahorrar mucho espacio físico, el cual puede dedicarse a otros menesteres: una batería más grande o dispositivos de almacenamiento de mayor capacidad, por ejemplo. De igual forma, las pantallas táctiles de los actuales teléfonos móviles tienen unas dimensiones mayores que las que teníamos en los terminales de hace unos años, y esto trae consigo espacios mucho más amplios, una visualización de páginas webs mucho más fiel a lo que vemos en las pantallas de nuestros ordenadores y unas aplicaciones más limpias. En definitiva, más grande, mejor.

Desventajas de las pantallas táctiles

Sin embargo, no tenemos que dejar de lado las desventajas. En primer lugar, uno de los grandes escollos de los móviles más de moda últimamente: una pantalla más grande implica un consumo energético mucho mayor, que hace que la batería tenga una autonomía muy pequeña, de un puñado de días. Afortunadamente poco a poco es un aspecto que va mejorando, aunque continúa estando muy lejos de las semanas que los teléfonos de antaño (en mi caso un Nokia 3310) ofrecían.

Pantallas táctiles hay muchas y de muchos tipos, y responden de una forma radicalmente diferente. Por ejemplo, el 5800 de Nokia dispone de una pantalla muy dura, en la que hay que apretar bastante fuerte para conseguir que el sistema responda. El polo opuesto lo encontramos en el iPhone, en el que simplemente con un roce ya interactúa, mientras que el resto de terminales responden de una forma intermedia, ni un caso ni otro. Todo esto conlleva a que en todos los diferentes tipos de pantalla se necesita un período de aprendizaje, en el que tenemos que conocer cómo interactuar, cuánto pulsar y dónde exáctamente. La precisión es muy diferente entre varios terminales distintos, ya que las pantallas son radicalmente diferentes (aunque a todas se las englobe como pantallas táctiles).

El uso de pantallas táctiles en los teléfonos móviles también ha traído otro pequeño problema. Mientras a principios de la presente década los móviles iban haciéndose cada vez más pequeños, con las pantallas táctiles ésto ha cambiado y ahora se mantienen en unos 10-12 centímetros de altura, con grosores muy variables y con pantallas que van entre las 2.6 y las 3.5 pulgadas de diagonal en la mayoría de los casos. Este cambio en la evolución hace que ahora los dispositivos sean más pesados y mucho más grandes que las miniaturas que se llegaron a ver hace unos años. Ahora bien, un móvil con pantalla táctil no puede ser pequeño. ¿Qué sentido tendría un dispositivo con una táctil de 1-2 pulgadas?. Parece claro que los móviles del futuro no serán nada pequeños.

Otro pequeño punto en contra de las pantallas táctiles es su uso como teclado. Perdemos el tacto tal cual lo sentimos al presionar un teclado físico, y en su lugar nos encontramos con nada o, a veces, con sistemas hapticos o similares como por ejemplo la BlackBerry Storm. Para la mayoría de los usuarios, un teclado físico es mucho más rápido que uno en pantalla táctil, ya que simplemente tenemos que palpar la tecla y pulsar. En un teclado virtual tenemos primero que ver dónde pulsar, luego apuntar, y luego disparar presionar. Mucho o poco, es una diferencia que muchos hemos notado en la transición de lo físico a lo táctil.

En definitiva, en en este MWC 2009 nos hemos encontrado con que las pantallas táctiles han sido la principal apuesta por muchos de los grandes fabricantes, y parece que continuarán siéndolo de aquí a muchos años. Son cómodas y muy atractivas para el usuario, y su precio ya es lo suficientemente bajo como para que haya terminales táctiles casi gratis (por ejemplo, la HTC Magic que saldrá desde 19 euros en España).

Lo táctil es el futuro, al menos de aquí a unos cuantos (muchos) años. Ahora falta esperar y ver cuál es la evolución de las pantallas táctiles, cuyo lanzamiento es totalmente incierto pero que seguramente ya esté siendo estudiado por los departamentos de investigación de las grandes empresas. ¿Cuál?. Por ahora es una incógnita.

Editorial Extraida de Xataka

  • moviles grandes

  • movil mejor mas grande
  • tactiles
  • telefono tactil b mobile
  • los moviles mas grandes
  • movil mas grande