Desarrollos con grafeno podrán aumentar la duración de la batería en un 25%

Aún recuerdo la época cuando olvidaba donde había puesto el cargador de mi celular por no haberle dado uso en días, y ahora no conozco a alguien que no lleve el cargador consigo a todas partes. La principal razón de este fenómeno es que la tecnología de las baterías recargables no se desarrolló a la misma velocidad que las demás especificaciones de nuestros smartphones, y no es porque los fabricantes de dispositivos móviles no quieran intentarlo, sino que a nivel técnico resulta complicado aumentar la capacidad de las baterías, por lo que un avance que permita incrementar en un 25% su duración es sin duda una buena noticia.

Al grafeno se le ha considerado en muchas áreas como el material del futuro

Al grafeno se le ha considerado en muchas áreas como el material del futuro

El grafeno es un material increíble, es prácticamente una sola capa de grafito que tiene una disposición de los átomos en un patrón regular hexagonal, es 200 veces más resistente que el acero y tiene una alta conductividad eléctrica, característica que lo hace ideal para el desarrollo de baterías y celdas de almacén de energía.

Si bien no es la primera vez que escuchamos de desarrollos con grafeno en dispositivos para almacenar energía, la diferencia en esta ocasión es que el Instituto Italiano de Tecnología (IIT por sus siglas en inglés) logró una mejora considerable de la duración de las baterías de ion litio, desarrollo que fue posible gracias a la pureza del material utilizado para los estudios. Vittorio Pellegrini, director del laboratorio de grafeno del IIT dijo:

“Casi todos los experimentos anteriores utilizaron grafeno modificado químicamente, como óxido de grafeno que es un material derivado de óxido de grafito que, como tal, no puede ser usado inmediatamente, sino que precisa tratamiento adicional para restaurar parcialmente la conductividad eléctrica, lo que afecta el rendimiento de la batería”.

Vittorio Pellegrini también recalco los dos escenarios de utilidad que podría tener su investigación, el primero sería la creación de baterías de mayor capacidad que mantengan su tamaño actual y el segundo serian baterías más pequeñas pero manteniendo la capacidad actual. Sea cual fuera el uso final los principales beneficiados seremos cada uno de nosotros.

Vía ZDNet